dimanche 21 avril 2019

Invertir en las personas, ¿Solo con ideología de venganza y mentiras ?

Las ideas y propuestas del neurólogo Facundo Manes son excelentes, https://www.clarin.com/opinion/invertir-personas_0_ZRRYueYHR.html pero ¿son ellas realizables en la Argentina actual ? Es de interés para el gobierno, un objetivo politico serio y no discursivo. Un programa de acción de esa dimensión requiere de multiples factores y el voluntarismo debe confrontarse a la realidad.

Las inversiones que hace referencia el Sr. Manes ¿están en los planes del gobierno actúal o en un programa político de algún partido con aspiraciones de llegar a conducir el pais ? Se detallan en él no solamente la idea, sino la planificación global, la proyección en el tiempo, el presupuesto previsional, financiamiento y objetivos finales.

Las descripciones realizadas por el Sr. Manes son indiscutibles pero es imposible créer o pensar que ningún ministro o altos funcionarios del gobierno no constataron o no conocen la lista de los problemas presentados. ¿Antes de asumir el gobierno del ingeniero Macri no tenían una cartografía de los problemas del país y de la importancia en la inversión del capital humano ?

No desarrollar programas en esa dirección significa que no es de interés político, salvo a demostrar lo contrario. Pero, al mismo tiempo, como pretender esos objetivos si aún no se solucionó las consecuencia de los aňos 70, existe una profunda división social y una sed de venganza que no se pone fin porque es un negocio que nadie quiere abandonar.

Acabar con las desigualdades, es esencial, sobretodo las jurídicas, constitucionales y convencionales. En Argentina, hoy día están las personas con derechos humanos y las sub-personas (ex agentes del estado y miembros de la sociedad civil de los 70) que por la gravedad de las ilegales acusaciones se les aplica medidas de excepción para privarlos de derechos fundamentales que todo ciudadano dispone. Silencio total de la sociedad, mundo científico, político, etc. Todos miran para otro lado.

Que convicción patriótica puede existir si los unos piensan aún en la violencia armada de los 70, otros no buscan los sistemas democráticos, están aquello que prefieren el caos, y un mínimo que no tiene influencia ni poder se identifica con valores patrioticos. Pero esto último no es rentable políticamente ni financiaramente.

Los diversos gobiernos en Argentina durante estos últimos aňos, acrecentaron las políticas populistas, clientelistas, desvirtuaron la inversión en el capital humano, prefirieron distraer al ciudadano con regalos, prevendas, un puesto de trabajo virtual, planes,…..pero jamás en formación para adquirir conocimientos y formentar la inteligencia colectiva en vista al desarrollo de la Nación, para poder ser competitivos en la economía material e inmaterial. Se buscó dormir los cerebros, reservando las decisiones a los que hacen politica. Duerman tranquilo nosotros pensamos por ustedes, diría el gobierno y la clase política, bajo el modelo del centralismo democrático.

« …. Es necesario accionar en tres sectores simultáneamente, el desarrollo, la seguridad y los derechos humanos, porque de otro modo ninguna de ellas podrá triunfar. La humanidad no podrá tener seguridad sin desarrollo, no podrá tener desarrollo sin seguridad y no podrá tener ninguna de las cosas si no se respetan los derechos humanos. (Kofi Annan, secretario general de la ONU, en su informe del 21 marzo 2005 a Nueva York : « un concepto mas amplio de libertad : desarrollo, seguridad y derechos humanos »)

Invertir en las personas significa también determinar que valores culturales, civicos, democríticos y conocimientos pluridisciplinarios queremos transmitir para formar un ciudadano. No es transmitiendo una mentira oficial, haciendo revisionismo histórico del pais de los aňos recientes, revirtiendo responsabilidades de hechos pasados, buscando no reconocer ninguna autoridad, ser enemigo de la justicia, del orden público…….¿es en ese conocimiento que se quiere continuar a invertir ?

Como determinar y ejecutar las inversiones en el capital humano, si en Argentina actualmente a más de 3000 prisioneros politicos y sus familias, se les violan sus derechos humanos. Ex agentes del Estado y miembros de la sociedad representativos de los 70, que defenfieron las instituciones del Estado y el orden republicano de los ataques terroristas que buscaron conquistar el poder por las armas, hoy por venganza son ilegamente procesados y condenados por delitos de lesa humanidad. Sin la mínima preocupación por la capital humano que tanto interesaría a la humanidad.

« Los derechos humanos fundamentales no pueden depender del poder adquisitivo de las familias », afirma el Sr. Manes, pero lo más grave es que dependen de la ideología, los intereses políticos y hasta financieros. Es un instrumento político de venganza y no de justicia. Paris, 21 abril 2019. CasppaFrance

Aucun commentaire:

Enregistrer un commentaire