jeudi 29 août 2019

La buena memoria del Sr Avruj. ¿Quién la determina?


Necesitamos una Plaza de la Buena Memoria https://www.lanacion.com.ar/opinion/la-plaza-de-la-buena-memoria-nid2282053 afirma el Sr. Claudio Avruj, en un discurso confuso, populista, de pura oportunidad constatándose a la lectura de su manifiesto que parte de un doble postulado y de numerosas incertitudes: el actual Parque de la Memoria no es de la buena memoria y existe una mala memoria ¿Cuál es?

Para el Secretario de Derechos Humanos de la Nación: “La Plaza de la Buena Memoria hace a la esencia de una verdadera política de Estado en derechos humanos que incluya y pacifique. Trabajaremos en eso con todos los que aman con el alma a nuestro país”, agregando que “Hay mucho dolor no curado, ignorado, las secuelas del repudiable terrorismo de Estado, las muertes perpetradas por los grupos que se armaron sembrando terror incluso en democracia, la embajada de Israel, la AMIA, víctimas del terrorismo internacional...”
-          La política de Estado de derechos humanos es una afirmación inoperante, porque significaría que esos derechos subjetivos el Estado los limita a un sector particular de la sociedad cuando deben ser generales[1]. Sería contrario a las Obligaciones Positivas y al Estado de derecho. Harouel, Jean-Louis, determina que “No se puede construir una sociedad sobre los derechos humanos, porque como lo afirman numerosos expertos en derecho internacional privado, un conjunto de derechos subjetivos no resuelven de ninguna manera el primer problema de toda sociedad que es de la vida en común,  y que el error del liberalismo individualista fue de creer que la protección del individuo sería suficiente para organizar la vida en común…La ideología de los derechos humanos constituye la primera ideología jurídica que no se preocupa de la sociedad, de su homogeneidad, del principio de convivir en sociedad…”. “Invocando los derechos humanos, numerosas personas utilizan sistemáticamente su derecho a tener derecho al servicio de reivindicaciones amenazando la supervivencia de las Naciones. Con la religión de los derechos humanos desaparece la idea de ciudadano…”, (paginas 135-36)[2]
-          Incluye un acto discriminatorio y dictatorial al declarar que: “Trabajaremos en eso con todos los que aman con el alma a nuestro país”. Es decir que solo aceptará aquellos que comparten su idea y no los que están en desacuerdo porque no son patriotas, ni aman al país. Extraña manera de proponer un lugar común de reconciliación nacional.   
-          Insiste y utiliza conceptos inexistentes e inapropiados por su condición de miembro del gobierno. Jurídicamente el delito o crimen de Terrorismo de Estado, es inexistente, esa expresión es una utilización únicamente ideológica porque no tiene realidad como sistema o régimen, analizado desde la óptica del derecho político, constitucional o la ciencia política. Es un concepto político-ideológico. “La expresión Terrorismo de Estado no existe, el Estado no puede subvertirse a sí mismo”, España, 28 abril2008, Audiencia Nacional, Sala Penal (http://estaticos.elmundo.es/documentos/2008/04/28/auto1.pdf). Asimismo, “el secretario general de la ONU expresó en 2005 la conceptualización de terrorismo y en forma clara y precisa la inexistencia del terrorismo de Estado” (A/59/2005). Por otra parte: la CIDH (informe sobre terrorismo y DDHH, 22octubre2012), la Unión Europea (decisión marco 13junio2012), la ONU (convención represión financiamiento del terrorismo 1999), la Sociedad de Naciones de 1937 (convención prevención, represión terrorismo septiembre 1937), y el Código Penal Argentino (art. 41 quinquies), encuadraron el concepto, la definición de terrorismo. Es decir, aterrorizar las autoridades, el Estado, y no lo contrario. Ninguna de esas convenciones, códigos o documentos de organizaciones internacionales mencionan el Terrorismo de Estado como pretenden los defensores de ese concepto, con la clara intención de crear una conceptualización criminal ex-nihilo.

Existe un Parque de la Memoria, pero en el nuevo proyecto del Sr Avruj éste no sería el de la buena memoria. ¿Porque no lo dice directamente, de lo contrario porque proponer otro parque?

En la Plaza de la Buena Memoria: ¿Quién va a determinar no solo el contenido de la memoria sino también el calificativo de buena? Serán los adeptos al revisionismo histórico, al olvido, a la mentira, los que promueven el relato y las reivindicaciones de las organizaciones terroristas de los años 70, los que inventan una memoria y reescriben la historia, o los que:
-          Promulgaron la Ley 14910 en la Provincia de Buenos Aires. Impusieron la impunidad y la corrupción en la justicia para supuestamente hacer respetar los Derechos Humanos cuando en realidad es violarlos. Mintieron diciendo que, a los ex agentes del Estado, magistrados, sacerdotes, abogados, empresarios, que no integraron los grupos terroristas de los 70 y que protegieron las instituciones del Estado y la sociedad, se les podía violar excepcionalmente sus derechos fundamentales porque que así se hacía memoria, justicia, verdad. Mintieron diciendo que para no revictimizar los miembros de grupos terroristas que dejaron más de 1500 víctimas es preferible no llevarlos ante la justicia penal. Hicieron creer que 30000 es igual que 6000 porque la verdad en las cifras es secundaria. Mintieron diciendo que, a los ilegales acusados de lesa humanidad, mayores de 70 años, enfermos, hay que dejarlos morir en prisión por seguridad de la sociedad. Hicieron creer que los prisioneros ilegales acusados de lesa humanidad se les debe aplicar la retroactividad penal, la responsabilidad penal colectiva, la analogía penal, prisiones preventivas ilimitadas, no reconocerles la prescripción, las amnistías, el debido proceso…en nombre de los derechos humanos, la constitución y convenciones internacionales. Convencieron a la sociedad que vivir divididos, enemistados, con los principios de no perdonamos, no nos reconciliamos, no olvidamos, es mejor para el futuro de la Nación…El ciudadano argentino está tan socializado con las mentiras como verdad por parte de los gobiernos y los actores de influencia que cuando alguno de ellos quizás dice la verdad, lógicamente, nadie puedo verlo como una verdad. ¿Esos son las personas que participarían en la Plaza de la Buena Memoria? 

Sr. Avruj, en su idea de buena memoria, comience por: reconocer las victimas que dejaron los grupos terroristas en los años 70, anule la participación del Estado como querellante en los ilegales juicios de lesa humanidad, anule las ayudas económicas a los denunciantes, saque del Parque de la Memoria los nombres de las personas que murieron cometiendo atentados terroristas, atacando unidades militares, edificios públicos, instalaciones del Estado, combatiendo con los fuerzas armadas y policiales. Publique los nombres de las personas que cobraron las indemnizaciones del Estado. Será un acto noble de memoria, verdad, justicia, historia. Pero, sobre todo, cuando en los años 70 los grupos terroristas atacaron la sociedad y las instituciones del Estado, cometiendo atentados terroristas, secuestros, asesinatos, a ciudadanos nacionales y extranjeros. ¿Dónde estaba usted, que hacía, cuál fue su contribución en la defensa de la Nación argentina? Si hoy puede hablar libremente, de forma abusiva, autoritaria, es porque otros hicieron frente al terrorismo, reconozca ese merito a los que asumieron esas responsabilidades. Paris, 29 agosto 2019. CasppaFrance


[1]Los derechos humanos son derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua, o cualquier otra condición. Todos tenemos los mismos derechos humanos, sin discriminación alguna. Estos derechos son interrelacionados, interdependientes e indivisibles.” https://www.ohchr.org/sp/issues/pages/whatarehumanrights.aspx   
[2]   Harouel, Jean-Louis in Les Droits de l’Homme contre le Peuple, Ed. Desclée de Brouwer, 2016 

Aucun commentaire:

Enregistrer un commentaire